¡Educar:  una gran tarea!

La educación es la esperanza de todo pueblo para el logro de sus más altas metas.  Un sistema educativo ágil, dinámico, realista e innovador, con visión clara de las necesidades y las aspiraciones de la sociedad es el arma más poderosa que tenemos para enfrentar la diversidad de problemas que nos aquejan.

Problemas como la drogadicción, la criminalidad, la desigualdad social, la violencia del género humano contra sí mismo y contra la naturaleza, entre otros, están endureciendo el corazón de muchos de nuestros estudiantes.  Ante esta dolorosa realidad es necesario redefinir la tarea de la escuela y la de los(as) maestros(as) y asumir una mayor responsabilidad con la verdadera educación integral de los(as) educandos(as).  Una educación que, además de promover el desarrollo de destrezas y conocimientos en los contenidos curriculares, sensibilice el corazón y capacite la mente de niños(as) y jóvenes. Una educación que les permita expresar con valentía su indignación ante las injusticias y responder con acciones al visible deterioro de nuestro entorno social y natural.

Es necesario una escuela y unos(as) maestros(as) valientes, dispuestos a aceptar una misión mas abarcadora que responda a los signos de nuestro tiempo. Los(as) educadores(as) sabemos cual debe ser nuestra gran tarea.  Es simplemente, asumirla con renovado entusiasmo y entrega total.

¡Adelante!

Dra. Ana I. Rivera


Publicación más antigua Publicación más reciente


Dejar un comentario